Programas de Salud

WASH (agua, saneamiento e higiene por sus siglas en inglés):  la diarrea y las enfermedades respiratorias se encuentran entre las principales causas de muerte de niños menores de cinco años en países en desarrollo. HRI creó el “Programa Trifecta” para asegurar que los niños y las familias vulnerables tengan acceso a tres recursos críticos que abordan estos riesgos para la salud y la seguridad:

  1. Estufas saludables y eficientes: HRI ofrece estufas modificadas que reducen significativamente las altas tasas de enfermedades respiratorias crónicas y quemaduras, especialmente entre mujeres y niños. También son un 75% más efectivos, reduciendo la degradación ambiental, así como el tiempo que se tarda en obtener leña.
  2. Filtros de agua: HRI proporciona sistemas simples de filtración de agua para reducir enfermedades prevenibles como el cólera, la fiebre tifoidea y la diarrea crónica, mejorando tanto la nutrición como la salud de los niños y sus familias.
  3. Saneamiento mejorado: Las instalaciones sanitarias nuevas y mejoradas es una de nuestras prioridades de salud. Esto incluye diferentes diseños de inodoros, incluidas letrinas seguras, inodoros e inodoros ecológicos, según la mejor opción para cada situación. El objetivo es garantizar que los desechos humanos se capturen y gestionen adecuadamente.

Proporcionar los tres mejora los resultados de los niños al disminuir las enfermedades respiratorias y transmitidas por el agua y las lesiones por quemaduras. Los componentes clave para garantizar el retorno de la inversión y la sostenibilidad de esta estrategia incluyen solicitar una contribución financiera de cada receptor y capacitaciones obligatorias en las que los participantes aprenden sobre la construcción, el uso adecuado y el mantenimiento de equipos o instalaciones, así como otra información sobre WASH.

Como resultado, durante un período de 6 años, casi el 100% de estos recursos todavía están en uso y otras familias y comunidades locales han construido e instalado muchos más por su cuenta. Esto es un testamento a la capacidad de nuestros socios locales para contribuir directamente a mejorar los resultados de los niños. Además, las enfermedades que incluyen diarrea y enfermedades respiratorias han disminuido en más del 90% en los niños que viven ¡en hogares apoyados por el proyecto con estos tres recursos críticos!